Servicios de asistencia virtual por hora, dia o mes, usted elige
Icono RSS Icono E-mail Icono Inicio
  • Me estoy formando para ser una buena secretaria

    Publicado el 9 09Europe/Berlin Junio 09Europe/Berlin 2009 admin Sin comentarios aún ...

    Hablemos de  comunicación

    comprender y que nos comprendan

    comprender y que nos comprendan

    Si queremos ser  buenas secretarias, debemos formarnos para ello, un punto clave a tener en cuenta es la comunicación.

    Cuando decimos que nos hemos comunicado, ¿qué queremos decir?

    Veamos un ejemplo práctico: nuestro jefe se acerca y nos dice: Te dejo este informe para mecanografiar “Es urgente”!!

    Nuestra primera reacción es dejar todo lo que estemos haciendo y ponernos manos a la obra con el informe. Una hora mas tarde el informe esta listo se lo llevamos, pero nuestro jefe no está, lo dejamos encima de su mesa, una hora y media después el informe sigue sobre la mesa de nuestro jefe, poco tiempo después regresa nuestro jefe y le decimos, el informe está sobre su mesa, y agregamos: me pareció que lo necesitaba urgentemente.  Y nos responde: sí gracias, lo necesitaba para hoy a la cinco.

    ¿qué pasó? ¿realmente nos habíamos comunicado?

    Aqui hay un claro fallo de comunicación su “urgente” y nuestro “urgente” NO ERAN LO MISMO.

    De haber sabido que el informe era para las cinco de la tarde seguramente hubieramos organizado nuestra mañana de otra forma.

    Debemos plantearnos ¿cómo podemos evitar este tipo de fallos en la comunicación? y si suceden, ¿cómo solucionarlos?

    Tenemos que tener en cuenta que la comunicación no es, únicamente pronunciar palabras y esperar que ocurra lo mejor. En realidad cuando intercambiamos ideas entre interlocutores debemos preguntarnos:

    Cuando yo soy receptor: ¿he comprendido el verdadero mensaje?

    Cuando soy emisor: ¿habrá comprendido el mensaje el receptor?

    Transformemos el ejemplo anterior, en un buen ejemplo de comunicación:

    Nuestro jefe dice: Te dejo este informe para que lo mecanografíes, es urgente.

    Nuestra contestación: Muy bien, ¿a última hora de la mañana le parece bien?

    Nuestro jefe: Bien, perfecto, lo necesito sin falta para las cinco de la tarde.

    Nuestra contestación: De acuerdo

    Durante la mayor parte del día nos comunicamos, parece algo natural y habitual. Pero no nos engañemos el hecho de que estemos acostumbrados a comunicarnos no significa que lo estemos haciendo de la forma correcta y eficaz.



    Los comentarios han sido cerrados.